Investigan red de trata de personas del Turismo Carretera

516fd46fae208

Uno de los jefes que participaron del procedimiento llevado a cabo el fin de semana en Concepción del Uruguay explicó en televisión como se logró la liberación de 17 personas que eran manipuladas por proxenetas.

La última fecha del TC que se disputó en la ciudad entrerriana de Concepción del Uruguay terminó con el desbaratamiento de una banda que se dedicaba a la explotación sexual y trata de personas. “Fue una investigación de rutina que trajo una consecuencia inesperada”, contó el comisario Sergio Rebolloso, jefe departamental de la policía de Nogoyá, Entre Ríos.

El funcionario policial brindó detalles en un programa de televisión de Santa Fe citado por el diario La Capital, sobre la investigación que terminó con el rescate de 14 mujeres, entre ellas la menor santafesina, y tres travestis, que eran obligadas a prostituirse y que habían ido a “trabajar” a la carrera del TC que se disputó en Concepción del Uruguay.

“Es un grupo de personas que había ingresado al predio del TC, pero no surge de la investigación que hayan tenido una participación en la organización de ese espectáculo deportiva. La trata de persona consiste en que había proxenetas. Juntaban a un grupo de chicas, 15 ó 20, y las llevaban en autos particulares hasta el predio, en este caso el TC, pero pudo ser otro con la misma naturaleza convocante, y ahí se prostituían”, sostuvo el funcionario.

Según indicó el jefe policial, todo se inició a partir del hurto de un teléfono celular en el minishop de una estación de servicios: “Habían sustraído un aparato que estaba sobre la mesa de un drugstore, un delito muy leve. Pero pedimos la filmación del interior del local y determinamos que era un grupo de mujeres entre las cuales había una que fue la que se llevó el equipo. Por las imágenes se vio que se subieron a unos vehículos a los que se veían las patentes. Eso sucedió el viernes. Se hizo entonces la localización en los puestos camineros, pero no fue posible ubicar esos vehículos”, contó el policía.

“Pero el domingo, en dirección contraria desde Uruguay iban 17 personas en tres autos que correspondían a las características que teníamos anotadas. Las detuvieron para ser interrogadas por el celular, las trasladaron a la jefatura departamental. Como procedimiento de rutina se procedió a identificar a estas personas”, agregó.

“En ese trámite el celular fue entregado por una de las chicas, es decir se recuperó y se inició una causa por hurto. En el transcurso de la identificación empezamos a ver que eran chicas muy jovencitas, con rasgos adolescentes, que no tenían documentación. Había cinco que directamente no tenía DNI, ni ningún documento”, sostuvo Rebolloso.

El jefe policial de Nogoyá expresó que “se les hizo un interrogatorio de rutina para tratar de establecer identidades, y hubo una de las muchachas que nos estaba dando datos falsos de su identificación. Cuando profundizamos las averiguaciones, establecimos que era una menor de edad y que nos había mentido con el apellido”.

“Después de cuatro horas, la chica entró en confianza con el personal femenino y admitió que estaba en contra de su voluntad, presa de una organización de trata de personas y que la obligaban a prostituirse. Pidió el auxilio del Estado para poder salir de ese circuito“, aseveró.

Rebolloso dijo que las chicas detectadas en esa situación “ejercían la prostitución en la calle. La menor fue captada dentro de un barrio marginal. Hay una situación familiar en la que pueden haber implicados, un entorno muy complicado que hizo que no fuera restituida a sus progenitores sino que quedó bajo tutela del Estado”.

MDZ.

TE PUEDE INTERESAR

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *