Descargo de una promotora mendocina del Súper TC 2000

Info: Diario El Sol

Luego de que se determinara que las categorías de Súper TC2000 y TC2000 decidieron seguir los pasos de la Fórmula 1 y ya no tendrán más promotoras en la largada una mendocina expresó su repudio ante lo decidido. Si bien seguirán trabajando, deberán cumplir otras funciones y vestirán un uniforme similar al del resto del equipo.

En sintonía con los cambios sociales en la Argentina y en el resto del mundo, Súper TC2000 y TC2000 fijaron su postura para la participación de las promotoras en sus actividades. Si bien no permitirán que las bellas mujeres se expongan en las largadas de las carreras sí seguirán conservando sus trabajos pero con otras funciones. Frente a esto, Nadia Santi, una promotora mendocina, realizó un fuerte descargo en las redes sociales.

“Con todo este debate me pongo a pensar en lo hipócritas que somos como sociedad, los reformistas reclamando que se elimine la actividad promocional por ser una práctica sexista, discriminatoria y de violencia simbólica e institucional contra la mujer. Y paralelamente se despachan con los típicos insultos ( de que somos gatos, de que busquemos un laburo de verdad, que vayamos a estudiar, que mostramos el culo) ya que es propio de mentes estrechas embestir contra todo aquello que no les entra en la cabeza”, inicia el escrito de Nadia Santi.

La mujer continúa diciendo: “Hablan de cambio cultural y de erradicar patrones cuando el único fundamento es un insulto. Yo puedo entender de que en una infinidad de posibilidades de actividades y trabajos algunas sean más o menos productivas, la verdad es que para mi que he sido promotora de automovilismo esto es un trabajo, para mi si es sacrificado levantarme a las 6 de la mañana los fines de semana cuando todos están llegando a dormir de fiesta, para mi si es sacrificado tener que usar zapatos que a veces no me quedan, estar parada, tener que viajar días para poder llegar a destino, a mi si me cuesta sacrificar juntadas con mis amigos, perderme cumpleaños y momentos en los que podría estar en mi casa haciendo nada!”.

“Y justamente por qué es un trabajo me pagan por ello, no me quejo lo elegí me gusta y lo defiendo por que NO me considero menos digna que una empleada administrativa, sólo por hacer una actividad distinta, no me considero un gato por estar cobrando por estar auspiciando una marca. Este trabajo me permitió tener mi auto, sostenerme sola, estudiar y sobretodo  ser segura de mi misma y de lo que soy como persona ante todo”, refirió.

Finalmente la modelo aseguró: “La verdad que me compadezco de todos los que piensan que para respetar a una mujer ésta se tiene que vestir de tal o cual manera; o que tiene que comportarse de tal o tal forma realmente me compadezco!. A mi por suerte en mi casa me enseñaron que si quiero algo me lo tengo que ganar mientras sea dignamente y para mi no hay nada más digno que trabajar y ser libre!”.

TE PUEDE INTERESAR