¿Por qué hoy se celebra el Día del Piloto en Argentina?

Un 24 de junio pero de 1911 nacía Juan Manuel Fangio en Balcarce (Buenos Aires, Argentina), es por eso que en honor a su natalicio se celebra en Argentina el Día Nacional del Piloto.

El quíntuple campeón en la Fórmula 1 es considerado como uno de los más destacados pilotos profesionales del automovilismo mundial de todos los tiempos.

Esta iniciativa comenzó en el año 2007, resuelta por las autoridades de la Comisión Deportiva Automovilística y sus pares de la Asociación Corredores Turismo Carretera, como reconocimiento al piloto más grande que tuvo el automovilismo argentino.

Fangio, se consagró primero en el Turismo Carretera a principios de la década del 40 y luego logró su pico máximo de rendimiento en la Fórmula 1, donde conquistó cinco campeonatos mundiales, 24 triunfos en 51 Grandes Premios. 35 podios y 29 pole position.

El piloto que fue admirado en los cinco continentes y que sigue siendo emblema y referente del automovilismo nacional, agigantando su leyenda entre las generaciones por eso, hoy, a través de esta celebración, es un justo homenaje a todos y cada uno de los pilotos que hacen grande al automovilismo, arriesgando su vida cada fin de semana y acercando la pasión a todos los fanáticos del deporte motor.

FRASES MOTIVADORAS DE FANGIO

Siempre hay que tratar de ser el mejor, pero nunca creerse el mejor.

Para ganar lo primero que hay que hacer es llegar.

Para ganar lo primero que hay que hacer es llegar.

Luché mucho, pero siempre de frente. No creo haber merecido el enojo de nadie.

Es más difícil vivir que correr. Las carreras duran un par de horas, pero la vida dura toda la vida.

No quiero imponer mi presencia al público durante demasiado tiempo. La gente se cansa de ver siempre las mismas caras.

Estoy satisfecho con la cosecha de amigos que conseguí. En todas partes hice la amistad un culto y de la seriedad una obligación. Pude cometer errores con la cabeza, nunca con el corazón.

Si mis campañas han servido para algo…Si corriendo automóviles fui útil a mi patria, eso lo dirá el tiempo. Yo sólo tengo un deseo, y es que mi conducta en el mundo pueda ser aprovechada por todos los jóvenes.

En la vida se triunfa de muchas maneras, no sólo ganando carreras. Ahora el deporte está pagado enormemente, la televisión ha hecho ese milagro. En mi época no interesaba el premio. Corríamos lo mismo: hubiera premio o no.

He llegado a la cima como quería y ahora tengo que preguntarme a mí mismo qué es lo que voy a hacer a continuación.

Las carreras no se ganan en la primera curva. Muchas veces se pierden.

Saber manejar es mucho más; es saber frenar. Frenar es todo un arte.

Senna fue el único que alguna vez me pidió un consejo.

Simpatizo con las tortugas. Porque siempre llegan. No tienen accidentes, como los humanos.

El día más glorioso fue cuando le dije a mi mamá que no corría más.

COMPARTE ESTA NOTICIA!