Hace 45 años la Fórmula 1 se revolucionaba con los motores Cosworth V8

jimclark1967zandvoort2

El 4 de junio de 1967 debutaba victorioso uno de los motores más exitosos de la historia, el Ford Cosworth DFV V8 sobre el Lotus 49 de Jim Clark.

Hace exactamente 45 años, en el GP de Holanda, el mundo de la F1 se revolucionaba ante la aparición de un nuevo motor que marcaría época en las décadas posteriores, el producto surgido de la asociación de Ford y la empresa que dirigían Mike COStin y Keith DuckWORTH, de esta conjunción nacía el Cosworth V8 de 3.000 cc y 408 HP de potencia.

El flamante motor fue montado sobre el chasis Lotus 49 diseñado por el genial Colin Chapman y que conducía el gran piloto escocés Jim Clark, el estreno no pudo ser mejor, logrando la pole y la victoria con record de vuelta coronó el desafío encarado con un presupuesto inicial de 100.000 libras esterlinas.

Cosworth dispuso de motores para todos los equipos a partir de 1968 y a excepción de Ferrari, Alfa Romeo y Matra, el motor inglés fue absoluta mayoría en el parque de la Fórmula 1 y logrando 155 victorias, el último triunfo del Cosworth V8 DFV sucedió en el GP de Detroit en manos de Michele Alboreto con un Tyrrell.

En los años siguientes, los motores de Fórmula 1 pasaron distintas instancias, llegó la era de los turbo, volvieron los aspirados, crecieron las potencias, se varió la cantidad de cilindros y su disposición y en 2014, nuevamente habrá motores turbo, pero la historia del original Cosworth DFV V8 quedó intacta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *